15.10.12

Etiquetas: , ,

Correr junto al mar

Compartir
Amanecer desde la Playa de la Grava
Levantarse temprano y madrugar es una costumbre de las áreas rurales, un placer perdido para los que vivimos en las áreas urbanas.


Sin embargo, si hacemos el esfuerzo, es muy probable que la naturaleza te regale un amanecer como el que me encontré el pasado sábado en Jávea, cuando a pesar del sueño, decidí levantarme, para realizar parte de mi entrenamiento.


Hay  veces que madrugar compensa
Con el Cap Prim al fondo

2 comentarios :

  1. Nando!! Muchas gracias... Eres el seguidor incondicional!!! Nos vemos en la Media!!!

    ResponderEliminar